‘Llegamos tardísimo’ a nexo escuela-empleo: Lujambio


Se trabaja en adecuar los programas del bachillerato y universidades a las necesidades de trabajo, en el marco de lo cual urgió a una reforma laboral y a reconfigurar la matrícula ante la saturación de carreras “que ya no son socialmente útiles
CIUDAD DE MÉXICO.- El titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Alonso Lujambio, reconoció que en México “llegamos tardísimo” al proceso de vinculación de las instituciones de enseñanza superior con el sector productivo, por lo que se trabaja en adecuar los programas del bachillerato y universidades a las necesidades de trabajo, en el marco de lo cual urgió a una reforma laboral y a reconfigurar la matrícula ante la saturación de carreras “que ya no son socialmente útiles”.

Al participar en uno de los paneles de la Reunión Anual de Industriales “Por un México ganador” que organiza la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), el funcionario justificó por otro lado la operación de Enciclomedia, pues cuando se implementó era más difícil el internet en las aulas y ese disco duro que es Enciclomedia funcionó, pero ahora se acelera, en coordinación con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), la conectividad en escuelas.

Reconoció que no es tan útil tener computadoras sin esa conectividad y en ese contexto dijo que se iniciará por lo menos en el 40% este proceso en secundaria, con instrumentos digitales modernos.

Acompañado de Yoloxóchitl Bustamante Diez, directora general del Instituto Politécnico Nacional (IPN), y de Rafael López Castañares, secretario general ejecutivo de la Asociación Nacional de Universidades e Institutos de Educación Superior (Anuies), entre otros, Lujambio reiteró que se lleva a cabo la adecuación permanente de los programas de estudio, especialmente de bachillerato tecnológico y señaló que mientras más vinculación y estrecha relación de la universidad, preparatorias, bachilleratos y empresa, más productividad y oportunidades de trabajo para los jóvenes.

Por eso, resaltó, “nos urge, la reforma laboral que flexibilice las condiciones de contratación y posibilite que los jóvenes tengan empleo”, principalmente para cuando se pondera que no tienen experiencia y por ello no los contratan.

De ahí, que dijo a los industriales encabezados por Salomón Presburguer Slovik, que son fundamentales en este proceso de vinculación en donde muchos países han progresado desde hace siglos y en México va lento, por lo que hay que superar ese enorme reto.

Precisó que entre 1980 y 1995, en términos demográficos había cobertura universitaria para el 15% de mexicanas en edad de estudiar en ese nivel y en los últimos 10 años creció del 21 al 30% esa capacidad para crear profesionales.

Por otro lado, Lujambio resaltó la necesidad de avanzar en la certificación de competencia. Citó como ejemplo a un herrero que ya fue certificado y que va a buscar empleo en otro lado, ya no tendrá que someterse a un período de prueba o demostrar que sabe, sino que bastará con enseñar ese instrumento para iniciar a trabajar.

“Las instituciones educativas no necesariamente tienen las habilidades para certificar las competencias. Queremos que ustedes lo hagan, que la Cámara de determinada industria certifique las competencias a partir de estructuras muy bien diseñadas y apoyados por la Secretaría de Educación Pública”, enfatizó.



2 comentarios:

Anónimo dijo...

Claro en México donde pasa todo, y nadie hace nada. Que atrocidad, sería lamentable la eliminación de sociología, filosofía, arte. ¿No noo noooo, qué chingados vamos hacer?

Lauris.

Saludos.

MarioS dijo...

Hay me encanto... los iluminados marcando el devenir y el progreso de México, lastima que también se progresa hacia atras, y más me va encantar si dan la lista de carreras,(no se cuales sean las nominadas, pero sería un exelente reality show) mejor todos deberiamos dedicarnos a cuestiones más productivas,como cursos de computacion e inglés... vamos todos a ser buena mano de obra barata...(obrero especializado) además chance sea mejor que ser universitario al fin ya paso de moda (para los grandes iluminados), es lo que dictamina nuestros hermosos "tiempos modernos"

Publicar un comentario